Prince (in memoriam)

por Antonio Santos

La primera persona que me habló de Prince fue Tino Casal.Corría la primavera de 1982 y lo visité en su casa del Paseo del Rey de Madrid para proponerle que fuese el productor del primer disco de mi grupo Comic, recién fichado por CBS.

Le llevé maquetas y un vídeo de nuestro espectáculo de directo que incluía coreografías, escenografía y vestuario con influencias del music-hall y del teatro de Lindsay Kemp. El sonido y los arreglos eran una fusión de funk, rock y tecno-pop. Tino, gratamente sorprendido, me preguntó si conocíamos a Prince, por entonces un artista minoritario de culto, y al negarlo yo, me habló de coincidencias estéticas y musicales con el entonces emergente genio de Mineapolis y como muestra me puso este vídeo.

La copia subida a Youtube, muestra las deficiencias de la digitalización del formato original, VHS o BETAMAX, pero es un impresionante documento sobre lo que era ya entonces este fabuloso híbrido de Jimi Hendrix, Little Richard y Maurice White con reminiscencias de Charlie Chaplin y Marilyn Monroe: un excesivo animal de escenario, un músico y cantante soberbio y un creador de estética visionario. La catastrófica auto-gestión de su carrera y de su vida personal pusieron las sombras entre las que seguirá emergiendo la luz de esta estrella del siglo XX, en blanco y negro como en ese histórico vídeo, cuyo visionado recomiendo fervientemente.

Esta entrada fue publicada en General, Hilo Musical y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Prince (in memoriam)

  1. Luis Navarro Santos dijo:

    Muy buen articulo Antonio…
    Como fan incondicional del Principe de Mineapolis, te doy las gracias…
    El mundo de la MUSICA esta de luto por perder al que para mi ha sido uno de los mas grandes MUSICOS de todos los tiempos…
    PRINCE 4 EVER!! LOVE U ANTONIO!!

  2. Rachel dijo:

    La primera persona persona que me habló de Prince fue Daniel.san, cuando éramos “pequeños”, a finales de los 80… Naturalmente, yo ya conocía al artista porque sus hits sonaban en las radiofórmulas. Me gustaba, sin más. Pero tener la explicación de por qué no me podía gustar, sino que me tenía que gustar fue lo que le colocó entre mis artistas más admirados, si bien no entre los más escuchados, por desgracia.
    Daniel.san me explicó que Prince no era un gran músico cualquiera, sino que era una BESTIA de su profesión: multitalentoso y virtuoso como pocos, tocaba no-sé-cuántos instrumentos, cantaba con un registro bastante amplio, bailaba, se priducía sus discos y era poderoso en su directo.
    Gran pérdida . No hay mucho más que decir. Los que saben de esto ya se han encargado de hacerlo.
    Gracias por el documento gráfico, Antonio Santos. Love 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s