La lucha

– Trabajando, esforzándose y siendo honrado y buena persona, no se consigue salir de pobre –dice poniéndome como ejemplo.

Entiendo que esté harto de promesas, a veces hasta yo me aburro de escucharme a mí misma; me oigo hablar y me digo “no te lo crees ni tú”. Sé que, como yo, él tiene ese mismo maldito gen de la honradez; sé que quiere creer, sé que en el fondo desea que yo le demuestre que se equivoca; pero la realidad es muy tozuda: cuando no es un recibo devuelto, es una avería del coche. Todos los meses pasa algo que nos pone al borde de la supervivencia.

– ¿Ves cómo lo importante es el dinero?

Pero ése no es el tema. El tema es la manera de ganarlo.
No es fácil educar en la honradez a un chaval inteligente que ve cómo los representantes del pueblo se lo llevan crudo, que a sus 19 años sabe que parte del dinero que gana con el literal sudor de su frente, irá a parar al bolsillo del corrupto.

A su edad a mí no me faltaba de nada, y soñaba con cambiar el mundo.
Él no cree en utopías y se mofa de los 15 emes y de los asaltos al Congreso, mira a los manifestantes como si ya hubiera acabado de estudiar y llevara traje y corbata y trabajara para alguna importante financiera; como debe mirarlos Guindos.

Pero la realidad es que todavía sólo es un humilde y eventual ayudante de pescadero.
Todavía estoy a tiempo de demostrarle que el trabajo, el esfuerzo y la honradez tienen recompensa. Todavía estoy a tiempo de arrancarlo de las garras de Darth Vader.
Por eso no puedo rendirme.

Esta entrada fue publicada en Educación, EJÉRCITO DEL FUTURO, General. Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a La lucha

  1. emma dijo:

    Buenisimo el relato y genial el dibujo que te hizo. Abrazo y admiración para ti guerrera.

  2. Miguel dijo:

    Esta película os puede ayudar:
    youtube

  3. Marisol dijo:

    Hemos visto “una historia del Bronx” una cuantas veces. No creo que en este caso la ficción sirva de mucho. Creo que lo único que podría hacerle cambiar de idea sería que yo gane pasta suficiente como para vivir sin angustias. En ello, como muy bien sabe Miguel, estamos.

  4. pepe dijo:

    Hoy han pillado a Díaz Ferrán. Estaba en el consejo de administración de cajamadrid y se autoconcedió 29 millones de leuros. Tiene millones en paraisos fiscales, yate de luxe, superapartemento en Nueva Yol, de todo a manos llenas. Es posible que pase un ratico a la sombra pero no sufrais por el, tendrá toda la protección que el dinero pueda comprar y cuando salga, a vivir que son dos días. En el fondo Marisol, todos sabemos que desgraciadamente y hasta que el mundo se reinicie, tu hijo tiene razón.

  5. Marisol dijo:

    Todos los sabemos, sí. Pero si los jóvenes mas preparados
    a) se van al extranjero
    o
    b) se quedan para seguir esquilmando

    mal futuro nos aguarda.
    Ya incluso quien sólo se informa por el teledario sabe que aquí todo el mundo está pringado.
    Lo realmente triste es ese convencimiento de que no queda más remedio que tragar.
    Aunque sea con traje, corbata y BMW.

  6. Ricky Mango dijo:

    Quizá lo mejor sea mentalizarse pensando que, en la práctica, vivimos en una dictadura. En tiempos del Caudillo, unos tenían la esperanza de que se muriese y otros de que nada cambiara nunca, pero todo el mundo entendìa que tenía que ir a lo suyo, sin esperar ayuda ni redención. Sí, nos expolian, pero el poder siempre ha estado plagado de sinvergüenzas y difícilmente dejará de estarlo. Un régimen distinto podría atenuar la corrupción, incluso podría darnos más oportunidades pero, por si acaso, uno debe centrarse en sus metas, sin mirar mucho a los demás salvo, quizá, para admirarlos o para emular su capacidad de trabajo. La envidia es el mal nacional por excelencia, y si nos dejamos podría contagiarnos a todos.

    Supongo que se entiende que no estoy justificando a nadie, pero es que la acumulación de noticias deprimentes acaba provocando cortocircuitos mentales. Procuremos ser felices también en la tempestad.

    Ite, missa est.

  7. Marisol dijo:

    Ricky, corrígeme si me equivoco, pero tengo la sensación de que en las dictaduras no se pagan tantos impuestos. Tenemos los perjuicios de las dictaduras, pero ninguno de sus beneficios.

  8. François dijo:

    Que no espere nada de nadie, y menos aún del estado. Que sólo lo espere de sí mismo y tendrá dinero. Y cuando tenga la pasta, a partir de ese momento que se preocupe de las cosas importantes. Ni Díaz Ferrán, ni el gobierno, ni los sindicatos, ni el 15-M deben ocupar nuestros pensamientos, y menos aún, nuestra energía. No nos sacarán del agujero. Del agujero sólo se sale solo. Poniendo toda tu energía en ti. No la disperses.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s